¿Puedo hacerme una endodoncia si estoy embarazada?

Existen varios mitos sobre las mujeres embarazadas y el tratamiento de endodoncia.

Este tema controversial, es importante abordarlo desde el punto de vista profesional, resolviendo cada duda, desde los procedimientos previos a la cirugía hasta el cuidado del tratamiento.

¿Endodoncia en el embarazo? ¿Es conveniente realizarla?

Para muchos obstetras, el tema de la endodoncia en el embarazo sigue siendo algo polémico, por lo cual sugieren posponerlo hasta que el bebé nazca.

Desgraciadamente en algunas ocasiones es inevitable debido a la urgencia con que se requiere atender a la paciente (ya sea por mucho dolor o una gran inflamación) simplemente no se puede postergar el tratamiento.

Entre las principales preocupaciones que suelen tener las mujeres embarazadas es que el bebé se vea afectado por el uso de radiografías para poder llevar a cabo el tratamiento, pero con el paso del tiempo se ha podido demostrar que no existe una dosis de radiación que logre afectar de manera positiva o negativa al embrión, sin dejar de mencionar que la radiación es aplicada en el rostro y no en el abdomen.

A su vez, el uso de anestesia dental es un tema que puede provocar muchas dudas, pero la verdad es que cuando la paciente está controlada de manera adecuada y su presión arterial no presenta anormalidades, el uso del anestésico es totalmente recomendable.

En el caso de que la presión arterial se encuentre elevada, siempre es sugerible buscar la opinión del médico de cabecera para estudiar las opciones pertinentes para no afectar ni al paciente ni al bebé.

Medicamentos para el tratamiento de endodoncia

Como todo tratamiento se necesita desinfectar o mantener limpia la zona a tratar, pero gracias a los avances tecnológicos, se ha podido desarrollar sustancias químicas que no provocan ningún peligro, debido a que estas nunca llegan a tener contacto con el torrente sanguíneo.

Esperando que este artículo haya logrado descartar tus dudas, pero en el caso de que aún necesites un poco más de información, no dudes en consultar a los profesionales. ¡Queremos verte sonreír!

 

Deja tu comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *